Aristóteles, Política (1253a):

"Según esto es, pues, evidente, que la ciudad-estado es una cosa natural y que el hombre es por naturaleza un animal político o social; [....] Y la razón por la que el hombre es un animal político (zôon politikón) en mayor grado que cualquier abeja o cualquier animal gregario es evidente. La naturaleza, en efecto, según decimos, no hace nada sin un fin determinado; y el hombre es el único entre los animales que posee el don del lenguaje. La simple voz, es verdad, puede indicar pena y placer y, por tanto, la poseen también los demás animales -ya que su naturaleza se ha desarrollado hasta el punto de tener sensaciones de lo que es penoso o agradable y de poder significar esto los unos a los otros-; pero el lenguaje tiene el fin de indicar lo provechoso y lo nocivo y, por consiguiente, también lo justo y lo injusto, ya que es particular propiedad del hombre, que lo distingue de los demás animales, el ser el único que tiene la percepción del bien y del mal, de lo justo y lo injusto y de las demás cualidades morales, y es la comunidad y participación en estas cosas lo que hace una familia y una ciudad-estado."

martes, 17 de junio de 2008

La condena de todos los santos

Me he resistido a entrar en tan jugoso asunto, os lo aseguro. Pero ha sido hace unos minutos, cuando caminaba desde el párking hasta mi mesa matutina de trabajo cuando he oído la frase de Pedro J. Ramírez. En ese momento supe que nacería este post.

Repetidas veces he expresado, aquí y en otros lugares, que me parecía grave el abuso de la verdad y de la justicia, el menosprecio de la información y la proclividad al panfletismo que se habían apoderado de una buena parte del otrora periodismo y, en un segundo paso, del discurso, antaño político, de los dirigentes del PP que no supieron reaccionar con sensatez ante el 11-M y que después decidieron mantenella, no enmendalla, y acusar luego al prójimo de sus cagadas. Porque esto ha sido su comportamiento en todo lo relacionado con el 11-M. Una cagada mayúscula.

Ahora Rajoy puede decir, y dice, a propósito de la condena a Losantos, lo siguiente: "Estoy a favor de la libertad de expresión, pero también está el derecho al honor". Fijándose, así pues, en los límites al discurso, pendenciero y faltón, del que ha sido emblema el turolense. Ya podía haberse dado cuenta antes, como, por ejemplo, cuando acusó a Zapatero de traicionar a los muertos, en sede parlamentaria. Losantos, por cierto, también se lo recuerda. La hipocresía siempre suscita una extraña sonrisa en la cara y una punzante amargura en la razón.

Gallardón “acata” y “respeta” la sentencia contra Losantos. Es el único personaje de este cómic que se ha portado en esto con la coherencia y decencia mínimas. No es extraño que sea ya el líder del PP preferido en las encuestas, tanto entre votantes de ese partido como entre todos los ciudadanos. Parecería que de sensatez no estamos tan desabastecidos como de gasolina. Todavía. Simplemente es el prototipo de político de derechas listo.

A Losantos el juicio y la condena le escuecen de veras. No lo hubiera previsto. Pero debe de llevar quinientas horas en antena despotricando. Lo mejor ha sido la frase de Pedro J., a la que aludí antes, pronunciada hoy mismo. "Usted, Don Federico, no es un delincuente porque lo diga una magistrada". Es buenísima. Todo un compendio del modo de pensar de una secta...

"Usted, Don Federico, no es un delincuente porque lo diga una magistrada". Y recordé, claro, al Gabilondo mejor articulado: “Su narcisismo y complejo de superioridad le impedirán extraer una reflexión de provecho” acerca de esta sentencia condenatoria.

10 comentarios:

MMS dijo...

Buena noticia. La informacion no tiene nada que ver con el insulto, con la difamacion y la manipulacion. La libertad de expresion tiene unos limites y como bien dices, pena que no se hayan dado cuenta hasta que les ha tocado a ellos, de que no todo vale.

Gonover dijo...

Y una cosa...¿por qué se empeña la prensa en decir que Gallardón va a donar la multa a las víctimas del terrorismo?

Aclaremos que la multa la paga al Estado, el demandante no puede disponer de ese dinero.

En cuanto a la sentencia, es lógica y previsible. Federico sabe que juega con fuego, y que a veces se quemará y a veces no. Ahora ha tocado quemarse. Allá él.

animalpolítico dijo...

Lo de la prensa, Gonover, si es como tú dices (decían lo mismo esta mañana Pedro J. y Losantos), es, creo, simplemente, un ejemplo más de periodismo de mala calidad, que informa mal porque no se entera bien.

En cualquier caso, creo que esto es algo secundario. No me importa quién ha de cobrar la multa. Me importa que se le ha condenado.

Gonover dijo...

Sí, sí, era sólo por decirlo.

Sabes que aunque estoy muchas veces de acuerdo con el fondo del mensaje de Federico, no apruebo muchas de sus formas.

Arbillas dijo...

Yo prefiero no habar de algunos bichejos para no darles mas publicidad.

Lamenté no ir a la reunión bloguera, ya se lo comenté a Maripuchi y a Rafa...

En la próxima prometo no faltar..

Un abrazo... muy muy fuerte.

Blanca dijo...

Yo no puedo evitar recordar a Gallardón en TODAS las manifestaciones-procesiones convocadas por los aprendices de brujos en la pasada legislatura.

Recuerdo a ese "dechado" de centrismo al lado de banderas del "pollo", rodeado de energúmenos gritando las consignas de Losantos y demás apologistas del desastre... y no se le veía tan descontento... así que, además de "listo", como tu le denominas, a mi me parece un oportunista que sabe medir los tiempos y un calzonazos que, a mis ojos, no merece demasiado respeto, aunque alabe su enfrentamiento con "la peor de los peores", Esperanza Aguirre, porque ésa sí que es de la misma tribu que el sentenciado Losantos, y junto con el y otros que forman la partida, producen mucha vergüenza ajena (y miedo, para qué engañarnos).

animalpolítico dijo...

Querida Blanca,

No pretendía justificar a Gallardón. Gallardón ha sido muy pusilánime, algo característico en él, al no enfrentarse más claramente a la línea de deriva absurda de su partido.

"Listo" se refiere a que se ha dado cuenta de que por ahí no. Su especialidad es decir a su interlocutor (incluido aquí el sufrido españolito medio) lo que el interlocutor quiere oir.

Creo que terminará siendo presidente. Lo veremos...

Por ello la guerra declarada contra él por Losantos nos viene bien a quienes no queremos al PP en el gobierno porque aleja o puede llegar a imposibilitar ese momento.

ybris dijo...

Admiro tu lucidez y tu claridad de ideas, amigo.
Yo también leí la gloriosa frase de P.J. y al momento supe que no la dejarías pasar.
Me alegro de ver que pones palabras a todo lo que yo pensaba sobre el tema.

Gracias y un abrazo.

M.Angel dijo...

La frase de PJ es para ponerla a la entrada de las facultades de derecho, al final va a ser verdad que es mas tonto aún de lo que parece, pero un tonto dañino.
Sobre Fede, jajajaja y lo que te rondaré morena.

MMS dijo...

M. Angel, estos son de los que solo creen en la justicia cuando les da la razon. No me sorprende despues de lo que dijeron de la sentencia del 11M. Lo mas triste es que haya personas que les sigan como corderos. Para gustos, supongo.

Por cierto, no lo he hecho la primera vez. Un buen amigo me recomendo el blog, y aqui estoy. Muy bueno. Saludos a todos.