Aristóteles, Política (1253a):

"Según esto es, pues, evidente, que la ciudad-estado es una cosa natural y que el hombre es por naturaleza un animal político o social; [....] Y la razón por la que el hombre es un animal político (zôon politikón) en mayor grado que cualquier abeja o cualquier animal gregario es evidente. La naturaleza, en efecto, según decimos, no hace nada sin un fin determinado; y el hombre es el único entre los animales que posee el don del lenguaje. La simple voz, es verdad, puede indicar pena y placer y, por tanto, la poseen también los demás animales -ya que su naturaleza se ha desarrollado hasta el punto de tener sensaciones de lo que es penoso o agradable y de poder significar esto los unos a los otros-; pero el lenguaje tiene el fin de indicar lo provechoso y lo nocivo y, por consiguiente, también lo justo y lo injusto, ya que es particular propiedad del hombre, que lo distingue de los demás animales, el ser el único que tiene la percepción del bien y del mal, de lo justo y lo injusto y de las demás cualidades morales, y es la comunidad y participación en estas cosas lo que hace una familia y una ciudad-estado."

viernes, 20 de junio de 2008

Cospedal

Somos un grupo de primates que un día sintió pudor y se puso taparrabos. Desde ahí hemos ido creando a nuestro alrededor todo tipo de artefactos, físicos y químicos, concretos y abstractos, y una serie de esclavitudes para garantizar nuestra libertad. Así somos los animales que vivimos en la polis. La polis era inicialmente un grupo de sapiens refugiados en una caverna natural. Hoy vivimos en rascacielos neoyorquinos, en chabolas o favelas, en chozas africanas, en iglús, en un cámping, en un pisito que tenemos a medias con la señora hipoteca, en una mansión indecente o debajo de un puente con cartones como edredón.

Dentro de la polis algunos dan prioridad a la justicia distributiva. A que todos los primates disfruten de los mismos derechos y alcancen el mismo bienestar: sanitario, educativo o simplemente económico. Otros dan prioridad a otros valores, como normas, individualismo o uniformidad en las creencias, banderas, credos o pertenencias a grupos, subgrupos o subsubgrupos.

Los primates nos asociamos con otros primates. Desde la familia, que no elegimos pero por la que tenemos un claro instinto de pertenencia, a los amigos, que sí elegimos (a veces mal), o el resto de individuos de la especie con que nos relacionamos. Cada uno desempeñamos un papel en la tribu, no siempre el que no gustaría, no siempre el papel para el que estamos mejor dotados.

Nos asociamos y nos comunicamos. Con la conversación, con la palabra, con el gesto, con el grito, el insulto o la sonrisa. Con el cercano interlocutor habitual y el lejano desconocido al que vemos una vez. O por medio de los medios de masas, que tradicionalmente han comunicado de arriba a abajo. Y que ahora (Internet 2.0) también comunican desde abajo hacia arriba.

Las distintas percepciones de cómo es el mundo que nos rodea y/o de cómo debería ser el mundo que nos rodea, desembocan en distintas afiliaciones. A un clun de fans de Alejandro Sanz, a los Ultrasur del Real Madrid, a la Sociedad de Conciertos de la Filarmónica de Nueva York o a los partidos políticos que se supone representan a partes de la ciudadanía. A veces a las partes de la ciudadanía.

El Partido Popular es la proa de un modo de ver España, de un modo de ver el mundo, de una de estas sensibilidades que nos rodean. Esta visión del mundo la comparte, en lo que denominamos sentido 'político', cerca de un 40% de los españoles mayores de edad que acuden periódicamente a expresar una opinión ante la urna de cristal que los primates hispánicos de nuestro tiempo situamos a tal fin con gran ceremonia y emoción.

Este grupo humano tiene una marca genética, por otra parte no exclusiva. Consiste básicamente en ese sentimiento de superioridad. Ese sentimiento de tener razón. Esa idea de representar la reserva espiritual no ya de Occidente, sino del mundo. De ahí el rasgamiento colectivo de vestiduras con el que se intenta de excluir del selecto grupo de honestos ciudadanos a los 'nacionalistas' (salvo a ellos, que son nacionalistas y no lo ven), a los progres, y, ahora, a los centristas búlgaros.

En la anterior legislatura les vimos bramar y su rugido asustó a muchos de nosotros, primates que también vivimos en la polis y pagamos la cueva, la ropa, los carros y las viandas. La urna de cristal les mantuvo lejos del fuego del hogar.

Ahora pretenden, zalameros, que olvidemos los bramidos. Un grupo, ante la cueva, arroja palos y piedras a aquellos de entre ellos que nos vienen con sonrisas y carantoñas, descastados (Rajoy, Gallardón, González Pons, Arenas...). Pero la tarea es, ahora, para estos lobos, vestirse de corderos.

18 comentarios:

Blanca dijo...

En lo único que esta adoradora de Aguirre (o la cólera que nos da a muchos que vivimos en Madrid)se ha saltado el guión es en que quiso ser madre soltera, cosa que es meritoria estando rodeada por quien está rodeada.

Por lo demás... es exactamente igual que el resto: puro cálculo electoral. "Cambiar" para que nada cambie...

Adivagar dijo...

Ese sentimiento de superioridad, de tener razón, no es ni mucho menos exclusivo del Partido Popular, animal. ¡ni mucho menos! Es más, yo diría que es común a todos los partidos. Recuerda el eslogan que se usó en todo el ámbito de la izquierda en las últimas dos elecciones, "somos mejores", con el que se firmaban posts y comentarios en toda la blogosfera.

Con respecto a Cospedal y a los vicesecretarios, me parece que Rajoy ha acertado plenamente. Sabes que he criticado el modo en el que Rajoy ha llevado toda esta crisis del partido desde las elecciones, pero creo que ahora ha acertado.

Paco dijo...

Les va a costar mucho convencernos de que no son los mismos perros con distintos collares. El jefe de la manada sigue siendo el mismo.

Freia dijo...

¡Ah!, pero por mucho que ahira disimulen, todos somos capaces de verle las orejas al lobo. Curioso que yo también haya sacado hoy a los lobos de paseo.
Un abrazo

Juan dijo...

Teatro, la vida es puro teatro y eso es lo que han hecho. Pobre ingenuo. ¿Que ha acertado? Si todo tenía su guión escrito, hasta el porcentaje de votos en contra. ¡Qué ingenuo es adivagar! (Esta es otra teoría de conspiración, ¿ellos no tienen la suya? Pues yo puedo tener la mía ¿o no?)

Gonover dijo...

Me llama la atención eso del sentimiento de superioridad, de creer tener siempre razón.

Es justo de lo que me quejo y cuando paseo por los blogs de signo parecido al tuyo.

Como el comentario de juan, según parece todos los de derecha tenemos una teoría conspirativa, sobre todo adivagar, del que jamás he leido algo al respecto, y mucho menos ahora. Pero claro, como ya he dicho otras veces, es muy común a blogeros de izquierdas etiquetar "de entrada", sin leer.

Pero vamos, igual tienen razón, no seré yo quien diga lo contrario,... a pesar de ser de derechas. Ah, claro, igual es porque no soy del PP.

animalpolítico dijo...

Mis queridos Adivagar y Gonover. Sería bueno que leyerais despacio lo que escribo para poder reprocharme lo que digo y lo que no digo.

Adivagar, cuando digo "Este grupo humano tiene una marca genética, por otra parte no exclusiva. Consiste básicamente en ese sentimiento de superioridad" estoy señalando, explícitamente, que esa marca NO ES EXCLUSIVA.

Pero el que no sea exclusiva no quiere decir que no la tengan, que es, justamente, lo que no discutes.

Yo no sé si Rajoy ha acertado. Lo que planteo es que, a mí no me la dan con queso tan fácil. ¿Cospedal moderada? Cuando lo demuestre lo creeré. Percibo que a Blanca, Paco, Freia o Juan también son escépticos al respecto. Eso sí, Juan, Adivagar tiene derecho a creer lo que quiera, obviamente.

Gonover, ¿cuáles son los blogs de signo parecido al mío? ¿los Géminis? Yo creo que sólo me represento a mí. No tengo que justificar, porque no represento, a nadie más que a mí mismo.

¿es muy común a blogueros de izquierdas etiquetar "de entrada", sin leer? ¿sí? ¿sólo a los de izquierdas? ¿todos los de izquierdas? ¿ninguno de derechas?

Gonover dijo...

Si, tambien de derechas.

Adivagar dijo...

Juan, ¿soy ingenuo por pensar que Rajoy ha acertado? ¿Hasta ese punto llega el extremismo? ¿Y qué insinuas sobre la conspiración? Puedes navegar por todos los blogs que quieras buscando un solo comentario mío al respecto.

Tal vez sea un pobre ingenuo, como me calificas tú, pero prefiero eso a realizar comentarios como el tuyo, sinceramente. Y además sin provocación, ni razón, gratuitamente, porque sí, porque te apetecía atacar a alguien, únicamente porque alguien expresa una idea diferente a la tuya.

Juan dijo...

¿Extremismo pensar que alguien es ingenuo? Lo políticamente correcto elevado a la máxima potencia. Retirado lo de ingenuo, pero perdonadme si me resulta increíble. Vuestra teoría del que piensa diferente solo puede ser aplicable a vosotros. ¿Es una ofensa pecar de ingenuidad? No puedo dejar de creerme lo que leo.
En cuanto a la teoría de la conspiración hago notar que lo que pienso sobre el Congreso del PP es mi propia teoría de la Conspiración, es un símil irónico. ¿Puedo, no puedo, soy un extremista izquierdoso? Al decir "ellos" refiriéndome a los que mantienen la teoría de la Conspiración, me refiero, precisamente a los que la mantienen y yo no tengo ni idea si los señores que han intervenido ci-dessus, la mantienen; por lo tanto no puedo referirme a ellos. Otra historia es que se den por aludido. No me refiero a ellos, perdón otra vez. Animal, creo que su blog es excesivamente correcto para mí. No he atacado a nadie, ni con razón ni sin ella, decir que una persona es ingenua, para mí es
no es una ofensa, si para todos vosotros lo es, vuelvo a pedir perdón, pero reitero que me parece increíble.

Adivagar dijo...

Pues seré yo muy susceptible, que seguro que lo soy, pero llamar a alguien "pobre ingenuo" a mí si me resulta ofensivo. Y simplemente por decir que creo que Rajoy acertó...

Si he malinterpretado su comentario, pues lo siento mucho, es posible. Siempre he comentado (y animal lo sabe bien) que el hecho de hablar sin la posibilidad de la comunicación no verbal provoca muchos malentendidos en los blogs, pues la entonación es simplemente la que el lector imagina. Si ese ha sido el caso, mis disculpas.

Adivagar dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
animalpolítico dijo...

La verdad es que llamar a alguien "ingenuo" no es, evidentemente, un insulto. Dicho lo cual, puedo entender que a Adivagar le moleste, por lo que denota de superioridad. Pero Juan se disculpa, Adivagar, si ello te molesta.

Parece que estamos en un entorno de guante blanco, de lo que me felicito. La corrección nunca es excesiva, creo. Se trata de razonar posiciones, de debatir, pero de respetar a los demás. ¿Por qué no?

Juan dijo...

La corrección nunca es excesiva, de acuerdo. ¿Llamar a alguien "ingenuo" es incorrecto? ¿Denota aires de superioridad? Creo que no, máxime cuando la comparación es conmigo mismo y lo que intento es decir que quizás yo sea un mal pensante, me tacho de conspiranoico. Luego en la comparación ingenuo-conspirador para mí siempre sale ganando el ingenuo. ¿Eso es ofender?¿Eso es superioridad? Creo y, perdón de antemano, que los aires de superioridad sobrevuelan de vez en cuando por este blog y se identifican cuando queremos demostrar todo lo que sabemos y dónde estamos para dejar al otro en mal lugar. Jamás he dicho aquí la preparación que pueda yo tener, en cambio otros alardean de ello y no me refiero ni adivagar ni a gonover no vaya a ser que se sientan aludidos. Intento dudar siempre de todo y no proclamar verdades. Reitero las disculpas a todos.

animalpolítico dijo...

Llamar a alguien "ingenuo" no es incorrecto, para mí. Hablar de "pobre ingenuo", eso sí, para mí, puede resultar molesto al aludido, porque puede denotar o connotar aires de superioridad. Quizá no sea intencionado, pero se puede recibir así.

Si con la alusión, querido Juan, a los aires de superioridad de este blog te refieres a mí, lo lamento. El motto que encabeza el blog, el viejo adagio socrático, yo, me lo tomo muy en serio.

Juan dijo...

Retiro lo de pobre y lo de ingenuo, para mí es mucho más insultante "pobre" a secas, no es una condición que se elige ni siquiera la de espíritu. Por enésima vez, perdón. Y en cuanto a la alusión de superioridad no me refería a usted (a tí si me lo permites). Ya le he comentado en más de una ocasión que aprendo mucho con sus reflexiones y que escribe muy bien. La intelectualidad y la sabiduría no está reñida con la sencillez y Animal las conjuga a la perfección. Me va a perdonar que no le dé más datos puesto que a quien me refiero es un gurú intocable en las intervenciones de este blog y no se me apetece entrar en un dime y un direte. No, no me refiero a usted. Todo lo contrario creo que es un modelo de moderación, de inteligencia y de expresión.

animalpolítico dijo...

Gracias, Juan. Y, por supuesto, trátame de tú, como yo hago con todos. Si quieres.

Acabo de terminar un post más "de todos los días". Que te guste.

rosamari dijo...

No estoy tan segura que sea más de lo mismo, cada persona marca su impronta.