Aristóteles, Política (1253a):

"Según esto es, pues, evidente, que la ciudad-estado es una cosa natural y que el hombre es por naturaleza un animal político o social; [....] Y la razón por la que el hombre es un animal político (zôon politikón) en mayor grado que cualquier abeja o cualquier animal gregario es evidente. La naturaleza, en efecto, según decimos, no hace nada sin un fin determinado; y el hombre es el único entre los animales que posee el don del lenguaje. La simple voz, es verdad, puede indicar pena y placer y, por tanto, la poseen también los demás animales -ya que su naturaleza se ha desarrollado hasta el punto de tener sensaciones de lo que es penoso o agradable y de poder significar esto los unos a los otros-; pero el lenguaje tiene el fin de indicar lo provechoso y lo nocivo y, por consiguiente, también lo justo y lo injusto, ya que es particular propiedad del hombre, que lo distingue de los demás animales, el ser el único que tiene la percepción del bien y del mal, de lo justo y lo injusto y de las demás cualidades morales, y es la comunidad y participación en estas cosas lo que hace una familia y una ciudad-estado."

miércoles, 11 de junio de 2008

Se acaba la gasolina

Diáfano. Diáfano es una palabra griega. Etimológicamente quiere decir algo así como "que se ve a través", siendo, así, un cuasi-sinónimo helénico del latín transparente. Es una familia léxica que se me viene a la mente oyendo masticar, de modo interesado y superficial, la polémica del día.

El petróleo ha pasado de los poco más de 20 dólares el barril en las vísperas de la infausta guerra de Irak a los casi 140 de hoy. ¿Puede sorprenderle a alguien que suba el gasoil y que suba la gasolina? ¿De verdad?

El dinero que los bancos nos prestan, en España, para nuestras hipotecas procede, en una buena parte, de fuentes de financiación del mercado internacional. Cuando hay una crisis de liquidez galopante en el mercado bancario internacional, particularmente en los EEUU (hipotecas subprime) y en los mercados más penetrados por el dinero yankee (Gran Bretaña), ¿alguien puede extrañarse de que los bancos españoles limiten su capacidad prestataria?

Sí, la economía se ha resfriado. Los factores de más peso en esta dolencia parecen venir de una coyuntura internacional desfavorable. Nuestro gobierno, que honestamente creo que se equivoca al tratar de minimizar con tanto ahínco los problemas, no puede no obstante modificar el precio del petróleo ni resolver la crisis de liquidez bancaria. Lo que más gracia me hace es el repentino interés de los 'liberales' por una intervención gubernamental en la economía, algo realmente muy poco liberal.

Significativamente, en lo que se refiere a la crisis de los transportistas, se centran fundamentalmente en reforzar la sensación de crisis, la percepción de que estamos ante un desbarajuste mayúsculo que atribuyen, implícita e explícitamente, a la "inacción" del gobierno. Pero no explican exactamente qué es lo que creen ellos que deben hacer. Con la proverbialmente sibilina metodología del despiste del señor que en nombre de todos los santos nos llena las mañanas de inteligentes chascarrillos, hoy le he oído hablar de voracidad gubernamental, basándose en los impuestos indirectos de las gasolinas. Se cuidó muy mucho de aclarar que en España la carga impositiva en los combustibles es de las más bajas de la Unión Europea, aunque sí consideró conveniente mencionar que Sarkozy y Berlusconi (los buenos) ya se han comprometido a bajarlos en sus países. Quizá así, digo yo, bajen hasta el nivel que esos impuestos tienen hoy en España...

Pero fundamentalmente olvidó considerar algo de lo que he hablado aquí en más de una ocasión. Todos estos pseudoliberales hablan siempre de bajadas de impuestos como el remedio de todos los males. Su receta es simple: bajemos el IRPF para 'devolver el dinero al bolsillo de los ciudadanos'. En esto, como en casi todo, la idea ni siquiera es original en las metáforas. Todo procede del lenguaje neocon americano. Eso sí, cuando esto se hace, por gobiernos de derechas o por gobiernos de izquierdas acomplejados (aquí y en otros lugares), la pérdida de ingresos del estado se compensa con los impuestos indirectos, infinitamente menos progresivos, pues no discriminan entre compradores de gasolina. No solamente me cuesta el gasoil igual a mí que al señor Botín. Es que además me cuesta igual a mí, que lo uso para mi ocio fundamentalmente, y que ni siquiera lo necesito para ir a trabajar, que a un taxista, un pescador o un camionero.

Tanto tiempo escondiendo las necesidades pecuniarias del estado bajo la alfombra de los impuestos indirectos y ahora, ¿qué? ¿subimos el IRPF y bajamos los impuestos de las gasolinas? ¿o nos vamos olvidando del petróleo de una p... vez?

14 comentarios:

Maripuchi dijo...

En el clavo, exactamente.
Del petróleo, tal y como van las cosas, sólo un milagro lo salvará de los 250 euros el barril (que he oído esta mañana de boca del presidente de Gazprom)... así las cosas, el libro de gasóleo a 3 euros (o más) a ver quién es el listo que no se piensa emigrar a una granja a autosubsistir...

Lo dicho, Animal, que últimamente estoy pesimista, pero es que nada me anima, oye...

animalpolítico dijo...

Gracias, Maripuchi. Pero, ¿qué va a ser de Occidente si Maripuchi se nos pone pesimista?

Creo, la verdad, que la crisis económica del mundo rico es una memez en comparación con quienes se mueren de hambre por el mundo adelante o con la situación incluso de países donde la gente no se muere de hambre, pero tiene un nivel de riqueza o de pobreza que no tiene nada que ver con nuestras realidades.

A mí, cuando me hablan de enormes crisis, siempre se me viene esto a la mente. Sí, ya sé, esto no te animará, pero nos ayudará a relativizar nuestros problemas, imagino.

Además, qué diantres, España ganó ayer 4-1...

Moguruza dijo...

¿Debe el gobierno decir que la situación económica es incierta? ¿Deben el ministro de economía o el presidente del gobierno salir a reconocer que estamos ante una situación bastante grave? (dando por hecho que la situación lo es).


Yo creo que no, creo que el gobierno está obligado por responsabilidad a transmitir sensación de normalidad e intentar tomar medidas para minimizar la crisis o debacle si gusta más ser catastrofista. En la medida en que acierte con esas políticas y la situación mejore llegará a las siguientes elecciones cuestionado o en la picota.

En definitiva al mal tiempo buena cara y "si chove que chova que xa parará, nunca chovio que non parare"

RGAlmazán dijo...

El gobierno debe reconocer, sin alarmar, que la situación es crítica.
Pero, querido animal siempre tan moderado, es que las medidas que toma y ha tomado este gobierno no difieren de las que toman los liberales.
Esperemos que ahora cambie, aunque a decir verdad ya Solbes ha salido diciendo que hay que contener los salarios por debajo de la inflación. ¿Y los beneficios? ¿Quién los contiene?

Salud y República

animalpolítico dijo...

Yo creo, Moguruza, que el gobierno, para tener la máxima credibilidad en este y en cualquier otro asunto, no puede tomar a los ciudadanos por tontos. Hay una crisis económica de la que no considero culpable fundamental al gobierno.

El gobierno no debe hacer el juego al PP dándole argumentos para el tremendismo y la supuesta inacción e ineficacia.

Yo diría: "estamos ante el comienzo de una crisis económica internacional, si bien no tan grave, aparentemente, como otras por las que hemos pasado recientemente, como por ejemplo la de 1973. Como aquella, ésta aparece especialmente motivada por la subida desmesurada e inesperada del precio del petróleo. Estamos tomando las medidas que podemos tomar, pero el papel del gobierno en esta situación es limitado". Esto no crearía alarmismo, que es lo que quiere el PP, para "pescar".

Si, en cambio, lo negamos todo, llegará un momento en que nadie crea lo que el gobierno diga. Y eso no es bueno ni para el país ni para el gobierno.

El gobierno no debe negar las dificultades, sino ponerlas en su justa medida y proponer soluciones, dentro de su estrecho margen de maniobra. Creo yo.

animalpolítico dijo...

Eso es, Rafa, creo que estamos de acuerdo pleno en la primera parte de lo que dices.

Yo creo, como moderado que según tú soy (no creo que esto sea malo...), que las medidas económicas de este gobierno ante la crisis se pueden discutir. Me interesa menos la economía que la política, pero yo creo que no hubiera hecho lo de los 400 euros. No tengo conocimientos de economía, pero creo que ese dinero estaba mejor en manos del estado para invertirlo en las necesidades sociales más acuciantes.

Es claro que la ortodoxia económica que representa Solbes nos puede parecer poco de izquierdas. A mí también. Pero si esto es el precio a pagar para que la economía funcione bien y poder hacer frente a las correctas y bien izquierdistas políticas sociales, bienvenido sea. Solbes ha logrado que las cuentas públicas tengan superávit varios años seguidos, por primera vez en democracia. Luego los ahorros se pueden gastar en la Ley de Dependencia, etc. No sé si estoy de acuerdo con cada medida (en muchos casos no tengo criterio formado), pero sí con el conjunto: una economía que funcione bien, para tener los recursos para una adecuada política social.

Los beneficios empresariales deberían cotizar proporcionalmente. Pero me temo que las cuentas públicas, si no fuera por los salarios, no sé dónde andarían... Es un mal endémico.

Un abrazo republicano.

Lole dijo...

¿Coyuntura internacional desfavorable? Esto no es una crisis coyuntural. Es una crisis estructural. Los precios del crudo, oscilaciones provocadas por la especulación aparte, seguirán creciendo y creciendo a menos que se descubra una fuente abundante de energía alternativa barata y limpia. Los días del petróleo barato se han acabado.

Por otra parte, no es recomendable bajar los impuestos indirectos de la gasolina y demás. Bajándolos, se estimularía su consumo con sus nefastas consecuencias.
Por contra, dichos impuestos pueden usarse de muchas formas provechosas para la sociedad en su conjunto, por ejemplo para desarrollar redes de transporte en ciudades y el ferrocarril entre las mismas, es decir, en medios de trasporte mucho más eficaces energéticamente y limpios que la carretera.

animalpolítico dijo...

Con "coyuntura internacional desfavorable" no pretendo diagnosticar que la crisis sea coyuntural. "Coyuntura internacional" hace referencia aquí a una suma de circunstancias que no son positivas. Enumero las que considero más importantes.

Yo no digo que la crisis sea coyuntural, aunque tampoco digo que no lo sea, porque yo no lo sé. Lo que sí sé es que el petróleo tiene sus días contados. Y que este nivel de precios no se puede mantener. Si se mantiene, Occidente buscaría otras fuentes de energía.

De un modo u otro, esta situación cambiará, pero nuestras economías sufrirán en el proceso.

Maripuchi dijo...

jeje.. me llamarás antipatriota, pero a mí, la selección de fútbol, me da igual, es más, quiero que pierdan contra Suecia...
;-)

supersalvajuan dijo...

¿Cuánto se lleva el Estado en Impuestos sobre el gasoil y la gasolina? ¿el 80%?

animalpolítico dijo...

El 80% es lo que dice Jiménez Losantos. Con respecto a España yerra en unos veinte puntos, sin duda 'desinteresadamente' (sin mencionar que eso viene siendo así desde hace ya muchos años; vamos que no se lo inventa ZP). En España se calcula que los impuestos constituyen el 60,53% de lo que pagamos. La media de la UE es el 66,65%. Francia paga el 63,40%, el Reino Unido el 76,10% y Alemania el 70,96%.

En cualquier caso, como planteo en el post, la reducción demagógica del IRPF lleva siempre aparejado un aumento en los impuestos indirectos. Todo fachada supuestamente liberal.

animalpolítico dijo...

Lo lamento, Maripuchi, pero hemos ganado a los suecos... y lo hemos merecido...

¡Villa maraVilla!

Jorge dijo...

Hola, soy Jorge y me gustaría que pudierais ayudarnos a mi familia y a mi. Esto va en serio, por favor mirar el vídeo y difundirlo si os parece bien echarnos una mano.
www.buscoamiabuelo.com

Kialaya dijo...

Ni caso al tal Jorge. Esa página web es MENTIRA y tiene toda la pinta de ser una campaña de marketing viral ya que el dominio está registrado a nombre de Boomerang TV. En mi blog puse un post sobre el tema y me respondieron un par de personas dándome esos datos. Me parece una falta de respeto enorme hacia las personas que sufren de Alzheimer y sus familiares el aprovecharse de algo así en beneficio propio. Yo por mi parte he escrito ya a la compañía esa y a las asociaciones pertinentes.